En la clase de Ética de la Educación con los estudiantes Embera Dobida, Chamí, Katio y Eyabida de la Licenciatura en Música y Danza de la Universidad Tecnológica del Chocó “Diego Luis Córdoba”, llevamos a cabo un laboratorio creativo en torno a la metodología Raíces, Tierra y Alas de la Corporaloteca. A partir del ejercicio, se propuso a los compañeros la socialización de los resultados en la página web de Ombligadas y ellas y ellos aceptaron con mucha emoción. Este compartir nos permite salvaguardar los momentos y los resultados de nuestra experiencia. 

En este laboratorio Raíces, Tierra y Alas, trabajamos en torno al concepto de la ancestralidad, el cuerpo como primer territorio, la diversidad sexual y la capacidad de liderar nuestro proyecto de vida. Partimos de la idea de que la ética es un conjunto de valores construidos ancestral y socialmente y que implica honrar los territorios y los seres que los habitan. Problematizamos la colonialidad, el patriarcado y el miedo a nombrar los sueños. Problematizamos también los legados, la idea de que se puede honrar a los ancestros sin necesidad de repetir automáticamente su historia, es decir, sin lealtades inconscientes. En este sentido, comenzamos una serie de reflexiones y de apuestas, ejercicios individuales y comunitarios en las comunidades que los compañeros habitan; algunos de estos han sido seleccionados para ombligadas y los compartimos a continuación. 

Mariana Dequia Casari
Manolo Flaco Caibera

Los Hijos del Okendo

Esilda Oki Waitoto
Luz Beira Tapi Dumasa

Oswaldo Forastero Mecha

Gloria Patricia Domico Simigui
Argemiro Arce Querágama
Wilmer Amagara Olea
Camilo Velázquez Arce